21 noviembre 2006

El Presidente de la ONCE... M

Rodríguez el Traidor --como radical fanático enfervorizado que es-- va ciego y a carajo sacado cuesta abajo. Está tan ciego que ya se le conoce como el Presidente de la ONCE... M.

Hasta el Príncipe de las Tinieblas --RuGALcabra-- ha intentado abrirle los ojos tras el robo etarra de las armas sin éxito alguno. Rodríguez está irremediablemente poseído por el Espíritu del Mal y ya no lo despierta ni un morreo de Otegui.

Dos tontos muy tontos

Un, dos, tres... ¡Despierta!


Y así deambula Rodríguez por la ahora más inhóspita y deshabitada Moncloa --si, ahora que el servicio se ha rebotado con los señoritos Sonso y Zapa y los han dejado tan en precario que hasta tienen que calentarse la comida en el microondas ellos mismos--, arrastrando sus penas por los fríos pasillos y cantando a lo Shakira cada vez que se acuerda de sus 'queridos asesinos, esos hombres de pazzzzz':

Se me acaba el argumento
y la metodología
cada vez que se aparece frente
a mi tu anatomía (esto va por De Juana)
Porque este amor ya no entiende
de consejos, ni razones
se alimenta de pretextos
y le faltan pantalones (y que lo digas)
este amor no me permite estar en pie
porque ya hasta me ha quebrado los talones (los del banco)
aunque me levante volveré a caer
si te acercas nada es útil
para este inútil
Bruto, ciego, sordomudo
torpe, traste, testarudo,
es todo lo que he sido
por ti me he convertido
en una cosa que no hace
otra cosa mas que amarte
pienso en ti dia y noche
y no se como olvidarte
Cuantas veces he intentado
enterrarte en mi memoria
y aunque diga ya no mas
es otra vez la misma historia (siempre se puede reescribir)
porque este amor siempre sabe
hacerme respirar profundo
ya me trae por la izquierda (mejor Izmierda)
y de pelea con el mundo (más bien El Mundo)
Si pudiera exorcizarme de tu voz
si pudiera escaparme de tu nombre
si pudiera arrancarme el corazón
y esconderme para no sentirme
nuevamente
Bruto, ciego, sordomudo
torpe, traste, testarudo,
es todo lo que he sido
por ti me he convertido
en una cosa que no hace
otra cosa mas que amarte
pienso en ti día y noche
y no se como olvidarte
ojeroso, flaco, feo desgreñado
torpe tonto lento necio desquiciado
completamente descontrolado (y arrastrándonos a todos)
tu te das cuenta y no me dices nada (¡qué no te decimos nada!)
ves que se me ha vuelto
la cabeza un nido
donde solamente tu tienes asilo
y no me escuchas lo que te digo
mira bien lo que vas a hacer conmigo
Bruto, ciego, sordomudo
torpe, traste, testarudo,
es todo lo que he sido
por ti me he convertido
en una cosa que no hace
otra cosa mas que amarte
pienso en ti día y noche
y no se como olvidarte.

Rodríguez ¿sabes lo que te cantamos nosotros?

¡¡¡Zetapé, marchaté!!!

3 comentarios:

Draco dijo...

Este capullo de presidente tiene, por fuerza, que tener algo que no le funciona bien.

Es imposible que pueda ser normal con las simplezas de niño pequeño que hace y dice.

Para funcionario, tendero o empleado de banca esto no tendría la menor importancia, pero para un cargo como el de presidente (incluido el de una Comunidad de Vecinos) ya debería estar internado de urgencia.

(ZP esta como mis tags en el día de hoy: Mal) :D

marce dijo...

pues yo tengo mis dudas de que este tio si tuviera que ganarse el pan fuera capaz de hacerlo como la gente normal,precisamente esta mañana lo pense¿en que trabajaria?creo que estudio derecho,como mucho seria abogado de oficio y malo y no creo que ni la sonsoles a pesar de ser fea y tonta como el lo aguantara,tiene menos luces que un candil el pobre.

El Cerrajero dijo...

# Draco, Rodríguez es más bien como un bebé, todo el día mamando

# Marce, el padre de Rodríguez tiene un despacho de abogados y le dijo a su nene que no lo quería allí ni harto drogas. También le dijo que con lo chungo que es, en el único sitio donde tendría cabida sería en el P$o€.